Close

Acoso laboral - Mobbing. ¡No te calles! ¿Cómo defenderse ante ello?

No te calles.

En nuestro despacho, el acoso laboral también llamado Mobbing es un asunto en el que trabajamos día a día con el mayor de los empeños. Nos han llegado asuntos de mobbing de lo más diverso y con protagonistas diferentes. No es fácil para el acosado probar el acoso, si bien los indicios sobretodo los reflejados en la salud y en eficiencia en el trabajo en el que se desenvuelve.

 

El acoso laboral o moral ha sido descrito por diversa doctrina entre la que destaca la STSJ Cataluña de 17-9-02, citada por el recurrente, que lo describe de la siguiente forma: «Sin desmerecer otras traducciones, mobbing puede -y creo que debe- ser traducido jurídicamente, como “presión laboral tendenciosa”, al definir como aquella presión laboral tendente a la autoeliminación de un trabajador, mediante su denigración laboral.
  1. Presión.-

Para que se pueda hablar de mobbing, es necesario que se ejerza una presión, y que la víctima sienta esa presión. Por presión se entiende toda conducta que desde un punto de vista objetivo puede ser percibida como un ataque. Es irrelevante a efectos de afirmar la existencia de presión que ésta haya llegado a generar o no, bajas laborales en la víctima, u otros estigmas. Si ha existido dicho ataque sobre la víctima -y se reúnen el resto de los requisitos que se analizan a continuación-, se habrá producido una presión laboral tendenciosa.

La contundencia semántica anterior, obliga así a descartar supuestos de roces laborales que por su nimiedad, no pueden ser aquí incardinados; la presión requiere un comportamiento severo, con peso específico propio, y por ende una simple broma – incluso de mal gusto- no quedaría aquí incluida. (ESTO ES IMPORTANTE)

Tampoco quedarían incluidos los supuestos que podríamos denominar de presión frustrada o en grado de tentativa, en los que el sujeto destinatario -por los motivos que sean- no llega a sentir la misma. El mobbing exige una víctima, un presionado, porque sí éste no existe lo único que tendremos será un comportamiento malintencionado, o maledicente por parte del sujeto activo, pero no una presión.

La presión puede ser explícita o implícita, tanto si ésta se produce mediante malas palabras, como si se produce mediante miradas risas, o «dándose la vuelta», estamos ante una presión, y en este sentido no se debe olvidar que una de las formas más efectivas del mobbing, es hacer el vacío a la víctima, cosa que realiza en éste caso la empresa.

2.-Laboral.-

La presión sufrida debe ser consecuencia de la actividad laboral que se lleva a cabo, y en el lugar de trabajo.

Que sea consecuencia de la actividad laboral, implica que sea cometida por miembros de la empresa, entendida ésta en sentido amplio, es decir, por personas que dependan funcionalmente de la empresa, aunque orgánicamente dependan de otra entidad.

Que la presión se realice en el lugar de trabajo supone un límite geográfico a su comisión. La razón de ser de ello radica en que fuera de la empresa, la persona tiene una mayor libertad, tanto de reacción; pero también, en que fuera del lugar de trabajo -fuera del ámbito de organización y dirección- la capacidad de supervisión empresarial y reacción, disminuye drásticamente.

3.-Tendenciosidad.-

Es sin duda el requisito más importante, es el requisito que adjetiva toda la expresión, y es el requisito que conceptúa más nítidamente, cual es el problema al que nos enfrentamos: la no admisibilidad por la conciencia social de dicha presión laboral.

¿Cuáles son las fases del acoso laboral (Mobbing)?
1. LA SEDUCCIÓN:

El acosador no se ha manifestado ante la víctima, la seducción va dirigida hacia la potencial víctima, donde el víctimario va estudiando la actitud de la víctima, analiza lo que puede molestarle y va fraguando alguna situación que provoque conflicto.

2.EL CONFLICTO:

Tiene que ver con una mala resolución de alguna situación que no se pudo arreglar y lleva al acoso laboral.

3. ACOSO MORAL EN EL TRABAJO:

Es donde la víctima es objeto de acoso constante durante mucho tiempo, de un modo directo o indirecto, ya sea por una o varias personas.

4. EL ENTORNO:

Si el entorno no tiene una rápida resolución sobre el acoso, lo que resulta es un daño a la víctima por no sentirse apoyado. Los cómplices son los que agrandan las consecuencias de que no se resuelva el conflicto, porque recuerdan a cada momento que a la misma empresa y a los altos mandos no les importa.

5. LA ACTUACIÓN DE LA EMPRESA:

Dentro de la empresa si no existe una buena planificación organizacional y no existen estrategias conscientes para evitar situaciones como las que se presentan en el mobbing, lo más probable es que el trabajador tenga las de perder.

6. LA MARGINACIÓN:

Esto significa que a la víctima se le va excluyendo, esta marginación pudiera ser por alejamiento del grupo, despido, jubilación, invalidez, pérdida de razón y hasta la misma muerte; ya sea por suicidio o por algún accidente mortal dentro del lugar que labora. Lo que importa al acosador es que la víctima este incomoda, que sea invisible, aislado, que realice tareas inútiles, repetitivas, esto para que la persona se sienta menospreciada y fracasada. Además el mensaje a los demás es que la víctima es conflictiva, no es proactiva, tiene fallas de comunicación y que no se integra.

7. LA RECUPERACIÓN:

Esta fase es nueva, ya que se ha presentado información sobre el mobbing dentro de las empresas e instituciones, las personas están más conscientes de esta práctica, se esta concienciando a las empresas y a la fuerza laboral de lo que significa, y las consecuencias que a la larga se presentan son devastadoras, de esta manera las empresas implementan nuevas medidas, además que, en caso de no realizarlas las personas afectadas pueden acudir a las instancias legales pertinentes que puedan proporcionarles apoyo jurídico, se recomienda que aunado al apoyo legal, las víctimas acudan a especialista de salud mental.

    ¿Cuáles son las consecuencias en las víctimas de mobbing?

         PSICOLÓGICAS: manifiestan ansiedad, depresión, impaciencia, distanciamiento afectivo, aburrimiento, irritabilidad, desorientación y desconcentración, soledad y vacío, impotencia apatía, trastornos del sueño, culpabilidad, aumento de apetito o disminución del apetito, ideas suicidas.

         FÍSICAS: manifiestan trastornos cardiovasculares como: hipertensión, arritmias, dolores de pecho; trastornos musculares como: dolores lumbares, cervicales, temblores; respiratorios como son: ahogos, sofocos, hiperventilación, alergias, resfríos, asma; otros gastrointestinales como: dolores abdominales, nauseas, vómitos, diarreas, sequedad de boca, gastritis.

     SOCIALES: se manifiestan en la víctima en lo social aislamiento del mundo, evitación, retraimiento, sentimiento de alienación respecto a la sociedad y una actitud cínica ante el entorno.

  • DENTRO DE LA EMPRESA: se presenta una disminución del rendimiento, problemas de comunicación, absentismo, clima social deteriorado, aumento de accidentes.
  • DENTRO DEL ENTORNO FAMILIAR: el individuo esta desmotivado y no interactúa con los otros miembros, se presenta enojado además de ensimismado. Aunado a la vida de pareja que le impide relacionarse con su cónyuge.
VÍAS PARA DEFENDERSE

    Hay diferentes vías por las que denunciar tales actos, ya sea

  • Vía penal: 

El acoso laboral implica delitos de coacción, agresión o amenazas. También se puede demandar a la empresa cuando ésta no haya tomado medidas para prevenir o minimizar los daños causados a la víctima una vez conocidos los hechos.

  • Vía de lo social:

Solo se utiliza en el caso de que el acosador sea el propio empresario, con el fin de obtener la extinción del contrato laboral y solicitar el resarcimiento por daños y perjuicios.

  • Vía civil:

Se pueden entablar acciones de responsabilidad extracontractual contra el agresor o el empresario.

  • Vía contencioso-administrativa:

Cuando la víctima del acoso laboral es un funcionario público y el acosador alguno de sus superiores o compañeros de trabajo. Para ello deberá reclamar a sus superiores jerárquicos que tomen medidas para evitar el daño, prevenirlo y repararlo. Si en el plazo de tres meses no le han respondido afirmativamente, podrá interponer una denuncia ante la jurisdicción contencioso-administrativa para solicitar la ejecución de esas medidas y la indemnización por daños y perjuicios que le corresponda.

  • Acciones ante la Seguridad Social: 

Si el acoso laboral ha causado en la víctima una enfermedad laboral que le incapacita para trabajar tendrá derecho a que la Seguridad Social le reconozca la pensión correspondiente. Si alguna de esas enfermedades no aparece en el listado de enfermedades profesionales (como puede suceder en el caso de depresiones o trastornos de ansiedad causados por el acoso laboral) será necesario presentar informes médicos realizados por especialistas en psiquiatría o psicología clínica.

    En la actualidad la jurisprudencia ya ha sentado las bases necesarias para que el acoso laboral no quede impune y la víctima sea la única perjudicada. Asimismo se han desarrollado leyes específicas que permiten castigar a los acosadores con mayor facilidad.

    Nuestro despacho se pone a disposición de toda aquella persona que haya sentido vulnerados sus derechos fundamentales, puede contactar con nosotros a través de los datos que proporcionamos a la firma de este artículo.

¿Tienes alguna duda? ¿necesitas asesoramiento? contacta con nosotros:

info@jurisdependencia-asesoriayabogados.com

Teléfono (WhatsApp): 652439150

Contacto y redes sociales

 

original-logos-2016-Jul-4847-579296828ac77

2 Responses to Acoso laboral – Mobbing. ¡No te calles! ¿Cómo defenderse ante ello?

  1. Caro vargas

    Soy objeto de acoso laboral actualmente. Lo fui en el 2010 en otra empresa y lo estoy sufriendo en estos momentos. Una compañera le informó a dirección y no hace nada. Qué puedo hacer?? Las ccoordinaciones me acusan de loca y me niegan toda ayuda Necesito ayuda urgente por favor. Gracias

    • Hola Caro,

      en el caso que comentas tendrías que comenzar a asesorarte por profesionales en la materia para interponer las acciones oportunas y defender tus derechos fundamentales. Si lo crees conveniente ponte en contacto con nosotros y te informamos. Defenderemos tu dignidad laboral.

      Un cordial saludo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *